675 964 024 info@norpromenade.com
¡Compárteme!

Somos parte de la naturaleza, forma parte inherente de nuestro ser, estar en relación con ella. El incipiente capitalismo, resultado de una revolución industrial descontrolada, ha hecho de las ciudades el principal punto de encuentro de los seres humanos con todo lo que ello conlleva: más viviendas en menos espacio, más coches, aglomeración y más contaminación.

 

 

Según recomendaciones de la OMS, “las ciudades deben disponer, como mínimo, de entre 10 y 15 metros cuadrados de área verde por habitante, distribuidos equitativamente en relación a la densidad de población”. Es aconsejable que esta relación alcance valores entre 15 y 20 metros cuadrados de zona verde útil. Para ello hay que tener en cuenta indicadores de proximidad, reparto modal del tráfico, proximidad a paradas de transporte público, proximidad a redes de carril bici, calles y espacios peatonales, emisiones de CO2, consumo de energía, consumo de agua, gestión y recogida de residuos, calidad del aire, calidad del silencio, proximidad a servicios básicos, % de viviendas de protección pública, tasa de población activa y desempleo, evolución de la frecuencia turística, actividades medioambientales en los centros de educación especialmente en la escuela primaria, renta media por hogar, tasa de pobreza y desigualdad de renta. Todo ello conforma un conjunto de factores a considerar para poder lograr esos 15 metros de espacio de jardín en una urbe.

Volviendo al punto uno, cabe destacar que no podemos tomar la naturaleza como un premio, sino como un derecho, por lo tanto, es tarea nuestra, de la gente de a pie, hacer que así sea. Cuando no se puedan llevar a cabo en horizontal, debido a la red urbanística ya tejida, cabe la posibilidad de fachadas, cubiertas, patios, terrazas…, es decir, dar un salto más allá y llevarlo a edificación. Los ayuntamientos y las personas, debemos de empezar a ver esto no como un gasto superficial, si no como una inversión, ¿qué precio le ponemos a nuestra salud y a la de nuestros allegados? Esta es la verdadera pregunta, y la que, los ayuntamientos de cualquier partido deben de hacerse, ¿qué parte de nuestra partida presupuestaria podemos destinar a los barrios y familias con menos recursos?, es decir, estudiar qué zonas tienen los peores indicadores del apartado 2 para poder implantar igualmente zonas verdes verticales y/o en edificación, cuando no sea posible hacer llegar m2 de zona verde en horizontal a los pies de los transeúntes.

Como se puede ver, existen infinidad de opciones para disfrutar de las zonas verdes y de sus beneficios. La tranquilidad y esparcimiento también puede ser cosa de ciudad. En NorPromenade te ofrecemos una solución verde para cada circunstancia: sacarle “jugo” a esa pequeña terraza o patio comunitario, aprovechar ese molesto muro que se ve desde tu ventana, el ajardinamiento de esa pequeña parcela y/o patio en frente del portal de tu edificio, cubiertas y fachadas vegetales y como no, diseñamos y ejecutamos también el jardín de tu casa, esa casa en la que has proyectados todos tus sueños y calidad de vida.

Escríbenos sin compromiso: info@norpromenade.com

 


¡Compárteme!